Hacia una cadena de suministro guiada por la demanda

Para construir cadenas de suministro capaces de responder de mejor forma a las variaciones de la demanda, es necesario establecer una serie de acciones específicas que permiten a la operación mantenerse predecible, eficiente, flexible y transparente.

Las compañías que ven a la cadena de suministro como un centro de costos, en lugar de como un generador de valor, tienen el peligro de quedarse estancadas o perder participación en el mercado.

En un estudio realizado por PWC en el 2013, se describía una buena cadena de suministro como: predecible, eficiente, flexible y transparente. Estas cualidades le permitían servir a sus clientes de forma confiable, ante las condiciones turbulentas del mercado. Este mismo estudio, indica que las organizaciones que ven la cadena de suministro como un activo, entregan 70% mejores resultados que las otras.

Mejorar la cadena de suministro en una de sus áreas internas o eslabones ayuda, pero sin un enfoque holístico, se pueden perder muchos de los beneficios alcanzados. La cadena de suministro es un elemento esencial a considerar en la creación de los planes de negocio, tomando en cuenta que representa aproximadamente el 60% de los costos y controla el  100% del inventario que se utiliza para el servicio a clientes.

Una clave para poder convertir la cadena de suministro en un activo, es contar con sistemas y procesos que le permitan tener una verdadera inteligencia de negocio con el fin de utilizar herramientas analíticas para simular condiciones de negocio, sin la necesidad de arriesgar sus activos. La simulación, permite a la organización identificar áreas de desperdicio que pueden ser convertidas en centros de valor.

Un reporte de Target Training International, afirma que más del 60% de los clientes dejan de hacer operaciones con una compañía cuando perciben indiferencia de parte de los empleados. El correcto entrenamiento del personal en la atención a los clientes, tiene un importante efecto las utilidades. El trabajo en equipo multifuncional, soportado con un profundo conocimiento del negocio,  de la industria, una perspectiva global, el conocimiento financiero básico y las habilidades analíticas, proporcionan a la organización una importante ventaja competitiva, al contar con un talento apto para servir al cliente presente y futuro.

La inteligencia de negocio también debe enfocarse en el desempeño de los proveedores, principalmente en su capacidad de responder, ya que esto permitirá a la compañía tener un mejor control sobre su respuesta a la demanda del mercado utilizando menos inventarios. La información relativa al costo de los proveedores, debe basarse en el “costo puesto”, landed cost,  para una correcta toma de decisiones y eliminar sorpresas desagradables.

La inteligencia de negocio, permite al área de suministro balancear los resultados del corto y largo plazo en la búsqueda y desarrollo de proveedores que colaboren con las estrategias del negocio. El diseño de planes de contingencia, es también resultado de un mejor análisis del entorno. Compras debe hacer uso, en la medida de lo posible, de herramientas de estandarización que tendrán un alto o impacto en la simplificación del diseño, manufactura, logística y servicio de pos-venta

Desarrollar estrategias regionales de suministro, es otra estrategia de valor que debe ser analizada dentro de las alternativas de la cadena, ya que la cercanía con los clientes y los proveedores reduce complejidades y costos, estos últimos, principalmente en la parte de transporte e inventarios.

Para construir una sólida base de valor en la cadena, todos los componentes deben ser examinados, analizados y optimizados. La empresa debe conocer las prácticas de negocio de sus socios tan bien como las propias, lo que le permitirá saber: cómo se adquieren, desarrollan, integran y manufacturan los materiales y tecnologías que adquiere, así como también las prácticas procesos y procedimientos que utilizan sus socios para asegurar la calidad, seguridad, integridad y resiliencia de sus productos y servicios

Desarrollar una visión crítica sobre los elementos de la cadena de suministro, y cuestionar todo aquello que se da por sentado, ayuda las cadenas a responder a los actuales mercados turbulentos con el menor desperdicio posible.

Para una visión complementaria de estas ideas recomiendo revisa “Moving-to-a-value-driven-supply-chain”.

Déjanos tu opinión es muy importante para nosotros. También no olvides suscribirte a nuestro resumen semanal en esta liga síguenos en nuestras redes YouTube,  Twitter y en Linkedin.

 

Discuss this:

Your email address will not be published. Required fields are marked *