Retos en la logística 2020

La logística es un elemento esencial para poder responder eficiente y efectivamente al llamado “Efecto Amazon”. Lograr una exitosa digitalización de sus procesos e integrarlo con el manejo de órdenes de clientes y los inventarios, requiere de un gran esfuerzo de coordinación al interior y al exterior de la organización para garantizar la satisfacción de los clientes.

El famoso “Efecto Amazon”, llegó como un tsunami a las organizaciones y ha modificado no sólo la forma de interactuar con los consumidores a través del omnicanal, sino que también ha modificado procesos internos y externos con la relación con el cliente, abarcando áreas como el diseño de productos, su comercialización y por supuesto, la entrega de los mismos.

Cada quien puede tener su propia definición de lo que el “Efecto Amazon” es, pero en general, podemos reconocer que eleva dramáticamente las expectativas de los clientes en los siguientes temas:

  • Simplicidad en la colocación de sus pedidos, en algunos casos esto se resume a dos simples clicks.
  • Entregas muy rápidas y de bajo costo, o en algunas ocasiones sin costo, con un sistema de rastreo en tiempo real
  • Facilidad para el retorno de mercancías
  • Una selección prácticamente infinita de productos
  • Gran facilidad para la búsqueda como filtro y mucha información asociada con los productos
  • Calificación y comentario acerca de los productos mostrados, generados por los propios consumidores
  • Personalización de la experiencia

Amazon logró romper el prácticamente monopolio que tenía el piso de venta y se volvió una opción viable para que los fabricantes ofrezcan directamente sus productos, eliminando las largas y costosas redes que incluyen mayoristas, distribuidores o detallistas.

Mantener la operación como se ha venido haciendo durante los últimos 50 años, es prácticamente imposible, las organizaciones deben al menos tomar acciones en dos grandes direcciones, la diferenciación y la optimización.

Por el lado de la diferenciación, lo que se debe buscar es crear una experiencia única para el cliente, que se compone de una mezcla de productos y servicios. Los clientes esperan un servicio similar o superior al que pueden obtener cuando utilizan las plataformas de Amazon y por eso se requiere poner especial atención a sus necesidades particulares.

Para poder lograr una optimización, es necesario pensar en cómo lograr un alto rendimiento bajo un ambiente Omnicanal, esto implica que la organización debe trabajar de manera rápida y rentable en el llenado de las órdenes y tener una amplia integración con sus canales de comercialización.

Cuando en el pasado un tiempo de entrega de 7 días para una orden era perfectamente aceptable, este se fue reduciendo dramáticamente a 3 días, dos días, día siguiente, el mismo día y en algunos casos hasta plazos de 2 horas o menos. Algo que complica este tiempo de entrega, es que Amazon subsidió de alguna forma sus operaciones logísticas y esto es un lujo que pocas organizaciones pueden hacer.

Como requisitos esenciales para esta optimización tenemos que considerar 3 tareas relevantes:

  • La mejora en los pronósticos y la optimización de los inventarios. Ya no sólo es necesario mejorar las predicciones acerca de cuánto producto se moverá, esto debe de incluir también la variable de donde serán consumidas las unidades, para poder colocar los productos cerca de la demanda y entonces cumplir con los tiempos de entrega esperados por los consumidores. Los productos se mueven a los centros de distribución consolidados y la entrega de la última milla se hace con otro tipo de unidades a costos razonables. La complejidad de esta red implica tener una alta visibilidad sobre las ubicaciones y movimientos de los materiales. La velocidad del movimiento de la mercancía hace complicado el registro de las transacciones en tiempo real, lo que puede llevar a cometer errores acerca de las existencias y consecuentemente problemas en el nivel de servicio.
  • Optimización del llenado. Suponiendo que se tienen los productos correctos como en el lugar correcto, el reto es ahora poder entregar la orden en el tiempo pactado y para esto es de gran utilidad el apoyo de tecnologías como los Sistemas de Órdenes Distribuidos, DOM, que permiten optimizar cada orden seleccionando la mejor ubicación desde donde debe ser embarcado, con el modo de transporte ideal para alcanzar el menor costo.
  • Cortos tiempos de entrega. Para poder hacer entregas rápidas cómo se requiere trabajar consistentemente en la reducción de los tiempos ciclos, desde la recepción de la orden hasta su entrega. Esto demanda un repensamiento de los actuales procesos manuales para introducir procesos automáticos basados en tecnologías digitales. Eliminar en todo lo posible cualquier transacción manual facilita el flujo de la información entre socios de cadena, reduce la posibilidad de errores y mantiene a todos comunicados acerca del estatus de los pedidos de los clientes.

Cuando se preguntan las organizaciones cuál es su estrategia general en el tema logístico,  aproximadamente el 24 % responde el servicio al cliente, en un lejano segundo lugar la respuesta es la innovación de productos y mercados, con sólo el 9 % de menciones, y por último, el liderazgo en costos solo alcanza un 7 %, aunque coma la respuesta más común es la mezcla de los 3 con un 57. 5 %.

Continuando con la misma encuesta, 32 % de los participantes indicaron que la tecnología más relevante para los siguientes dos años es la analítica predictiva, seguida de la robótica, la movilidad y la explotación del Social media, lo que nos habla de una clara tendencia a la adopción de nuevas tecnologías, pero que se contradice cuando se les pregunta a las mismas organizaciones como caracterizan su compañía en sus esfuerzos digitales, ya que aproximadamente el 33 % se considera unos adaptadores tardíos y solo un 9 % se definen como líderes.

En el transporte, los tres grandes retos para el uso de un sistema de gestión del transporte, TMS, son: el manejo adecuado de retornos de productos, todo aquello asociado con la logística inversa, también representa un reto la notificación de excepciones en las rutas seleccionadas por los cambios de las mismas durante el tránsito y finalmente, las notificaciones acerca de embarques incompletos.

Las cinco prácticas que están utilizando con mayor frecuencia a las empresas con relación a la mejor de su gestión de su transporte son:

  • Mantener un adecuado balance entre el uso de proveedores tipo 3PL y empresas que ofrecen los servicios directos para lograr los menores costos y la mejor disponibilidad de capacidad.
  • Establecer indicadores de desempeño para promover la mejora continua
  • Conocer con claridad el desempeño de los diferentes proveedores de transportes para trabajar con ellos en mejoras
  • La planeación dinámica de rutas para poder lograr mayores eficiencias
  • La integración del sistema de gestión del transporte, TMS, con otros sistemas de la compañía.

Para mayor detalle sobre esta información consultar:  “Surviving the Amazon Effect. Differentiating and Optimizing to Thrive in the Age of Amazon” escrito por Bill McBeath y publicado por ChainLink Research así como el reporte llamado “Supply Chain Digital Transformation: Springing Forward or Spinning in Circles?” presentación realizada en el 28th Annual Trends and Issues in Logistics and Transportation.

Discuss this:

Your email address will not be published. Required fields are marked *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.